Kinder® presenta a su nuevo niño

  

  • Tras más de diez años, la marca ha querido renovar su imagen para que se identifique con la imagen actual de los niños
  • El nuevo icono representa los valores clave de todos los niños pero que hoy en día se fomenta más: agudeza y atrevimiento
  • La nueva identidad visual transmite lo que la marca quiere promover en los más pequeños: la proactividad, el juego y la autenticidad

Barcelona, 20 de marzo de 2019.- Kinder® es parte de las familias desde 1968. La marca lleva medio siglo compartiendo momentos de alegría y sabor con una amplia gama de productos pensados para la felicidad de los más pequeños y la tranquilidad de los mayores. Desde entonces han buscado lo mejor cuidando cada pequeño detalle: una pequeña porción, ingredientes de alta calidad, y un sabor único. Kinder® ha construido fuertes lazos con los consumidores, evolucionando siempre con el cambio de padres e hijos a lo largo del tiempo. Y ahora lo hace de nuevo con una nueva identidad visual, “diseñada para comunicarse a un nivel emocional y racional con nuestros consumidores, que además han compartido su deseo de una imagen más actualizada”, explica Antonella Sottero, directora general de Ferrero Ibérica.

Un nuevo niño aparecerá desde este mes de marzo en los packs de Kinder® Chocolate. El envase sigue contando con elementos vinculados a la confianza y a la calidad del producto como el vaso de leche, pero con una nueva cara que representa las características de los niños modernos: proactivos, juguetones y auténticos.

La relación entre padres e hijos ha cambiado. Hoy en día, los niños están constantemente buscando nuevos estímulos y los padres desean dedicar tiempo y esfuerzos a educarlos. A todos los niños les gusta aprender cosas nuevas y, por naturaleza, les entusiasma explorar el mundo que les rodea. Hay dos características que realmente definen a los niños de hoy y que los padres aprecian y fomentan: agudeza y atrevimiento. Algo que hemos querido reflejar en la nueva identidad visual. Queremos animar a los niños a que sean perspicaces y atrevidos. A que cuestionen todo lo que les rodea, a que exploren sus intereses y habilidades, un aspecto fundamental para que desarrollen su personalidad y disfruten de la vida al máximo”, aclara Antonella Sottero, directora general de Ferrero Ibérica.

Dos años de estudio con consumidores de varios países

El cuidado de los pequeños detalles es parte del ADN de la marca, y es por eso que durante todos estos años han cambiado su identidad visual cada 10 años según los cambios en el mundo que nos rodea, adaptándose varias veces para ediciones especiales usando hasta 300 caras distintas. Una cuidada actitud hacia los clientes que ha convertido a Kinder® en una marca de confianza a nivel mundial que sigue creciendo y evolucionando.

Ahora se ha decidido renovar la identidad visual de Kinder® para que concuerde con la imagen actual de los niños de hoy en día. Al mismo tiempo, que la marca ha querido hacer un nuevo envase más reconocible, manteniendo la conexión con la identidad visual tradicional y la familiaridad que los consumidores tienen con el producto.

Dos años de estudio y más de 6.800 personas entrevistadas en varios países han permitido definir esta nueva identidad visual que representa la actitud de los niños modernos de todo el mundo. Actual, espontáneo, travieso, adorable y con una mirada más expresiva, son algunas de las características que destacan en el nuevo niño Kinder® que acompañará a los consumidores a partir de ahora.

This document must be disclosed only to authorized individuals. Any reproduction and/or disclosure must be subject to Information Owner prior consent.

(823 Posts)